FCPA: el programa de autodenuncia corporativo del Departamento de Justicia de EE.UU. está avanzando

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

Un programa del Departamento de Justicia de EE.UU. que incentiva a las empresas a revelar voluntariamente actos de corrupción en el extranjero está avanzando a medida que fiscales buscan formas de hacer responsables a las personas relacionadas con los actos indebidos, según un funcionario de la unidad de la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero del Departamento de Justicia, publicó esta semana el Wall Street Journal.

El procesamiento de individuos continúa siendo nuestro principal objetivo, señaló Ephraim Werninck, jefe asistente de la unidad de FCPA del Departamento de Justicia el martes en un evento de Nueva York organizado por The Wall Street Journal. “Reconocemos que es el principal factor disuasivo de la mala conducta y queremos asegurarnos de que aquellos que realmente están cometiendo los delitos sean considerados responsables”, citó el periódico en el artículo.

En 2016, el Departamento de Justicia lanzó un programa piloto que ofrece menores multas y un proceso legal más limitado para las empresas que informan sobre faltas cometidas por incumplimiento de la FCPA, que cooperan con investigadores gubernamentales, que fortalecen las prácticas de cumplimiento y devuelven los ingresos producto de las actividades ilegales.

El programa, que entró en vigor en 2017, fue un esfuerzo por descubrir las violaciones de soborno que los fiscales señalaron no eran reportados.

El Departamento de Justicia ha dado a conocer 12 casos relacionados con incumplimiento de la FCPA donde los fiscales no han presentado acusaciones contra las compañías que se autodenunciaron. Han acusado a 31 personas por delitos relacionados con la FCPA en 2018, un crecimiento en comparación con el récord anterior de 24 en 2017

El mes pasado, dos ex ejecutivos de Cognizant Technology Solution Corp fueron acusados de presuntamente aprobar pagos ilícitos para ayudar a construir un campus corporativo en la India. Los abogados de los ejecutivos han dicho que lucharían contra los cargos.

La propia compañía evitó cargos criminales porque reveló voluntariamente el asunto dos semanas después de enterarse de ello. La compañía de Nueva Jersey acordó pagar US$ 25 millones en devoluciones y sanciones civiles para resolver su papel en el caso con el Departamento de Justicia y la SEC.

La investigación interna de la compañía, su cooperación con los investigadores, la remediación, y la presencia y la eficacia de un programa de cumplimiento preexistente también jugaron un papel, dijeron los fiscales en una carta dirigida a un abogado de Cognizant.

El vicepresidente y director ejecutivo de la compañía, Francisco D´Sousa, dijo en una declaración el 15 de febrero que la compañía estaba agradecida de que el Departamento de Justicia reconociera el esfuerzo de la compañía en la divulgación voluntaria y su cooperación con los investigadores.

“Ese es un mensaje real que estamos tratando de enviar a la comunidad empresarial”, señaló Wernick sobre el caso de Cognizant “que es cooperar, interceda, presente un autoinforme y será recompensado si está tratando de limpiar su negocio”.