El Gobierno de Estados Unidos anuncia esfuerzos coordinados de aplicación de la ley contra el Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG)

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

El Gobierno de Estados Unidos anuncia esfuerzos coordinados de aplicación de la ley contra el Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG)

Este artículo fue publicado originalmente en la edición de octubre de 2018 de International Enforcement Law Reporter, www.ielr.com, una respetada publicación estadounidense que abarca cuestiones de derecho penal, delincuencia financiera y más. Se publica con el permiso del abogado, experto en delitos financieros, y miembro del Consejo Asesor de ACFCS Bruce Zagaris.

31 de octubre de 2018

Por Bruce Zagaris

El 16 de octubre de 2018, el gobierno de Estados Unidos, a través de los Departamentos de Justicia (DOJ), del Tesoro y de Estado, anunció una serie de medidas para atacar y desmantelar el Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG), uno de los más grandes y peligrosos carteles de la droga que operan en México. Las medidas incluyen la presentación de 15 acusaciones, la aprobación de grandes recompensas por parte del Departamento de Estado, designaciones por parte de la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro y el establecimiento de una línea de denuncia ciudadana.

El DOJ considera a CJNG como una de las cinco organizaciones criminales transnacionales más peligrosas del mundo, responsable del tráfico de muchas toneladas de cocaína, metanfetamina y heroína con fentanilo a Estados Unidos, así como de mucha violencia y significativas pérdidas de vidas en México.

Establecido en 2011, CJNG ha aumentado drásticamente en tamaño y fuerza. Según las estimaciones de la DEA, el CJNG ejerce influencia en 23 de 31 (75 por ciento) de los estados mexicanos, incluyendo la producción de drogas clave y los corredores de transporte. CJNG es un poderoso cartel de la droga en México que se estableció como resultado del orden y control disciplinado de la organización, sofisticadas técnicas de lavado de dinero, rutas de transporte de drogas eficientes y violencia extrema. El cartel también se ha expandido a nivel mundial, con presencia significativa y negocios ilícitos no solo en EE.UU. y México, sino también en Canadá, Europa, Asia y Australia.

El 16 de octubre de 2018, la Sección de Estupefacientes y Drogas Peligrosas de la División Criminal del DOJ, la Oficina del Fiscal Federal en el Distrito Sur de California, el Distrito Norte de Illinois, el Distrito Sur de Mississippi y el Distrito Este de Virginia anunciaron 15 acusaciones, algunas que solo recientemente se dieron a conocer, contra los líderes, financistas, transportistas y fuentes de suministro de drogas de CJNG.

Nemesio Oseguera Cervantes, alias “Mencho”, es el principal acusado en una imputación de tres cargos. Actualmente se encuentra fugitivo y fue designado como “Kingpin” bajo la Designación de Cabecillas del Narcotráfico en el Extranjero (Foreign Narcotics Kingpin Designation Act) por el Departamento del Tesoro en abril de 2015. El 26 de mayo de 2018, las autoridades mexicanas anunciaron que arrestaron a Rosalind González, esposa de Mencho, por actividades del crimen organizado y lavado de dinero. El 15 de agosto de 2018, el gobierno mexicano ofreció una recompensa de US$ 1,5 millones por la captura de El Mecho, la recompensa más alta desde los US$ 3 millones ofrecidos por Joaquín El Chapo Guzmán.

Rubén Oseguera González, también conocido como “Menchito”, es el hijo de Oseguera Cervantes. Oseguera González y se encuentra bajo custodia mexicana y está pendiente de extradición a Estados Unidos.

Abigael González Valencia, jefe de la organización “Cuinis”, está acusado de ser el líder de una empresa criminal donde conspiró para distribuir cantidades significativas de narcóticos para la importación ilegal a Estados Unidos. El CJNG ha crecido drásticamente en gran parte debido a su estrecha afiliación con la organización Cuinis, la principal red de apoyo financiero de los esfuerzos del narcotráfico de CJNG. La organización Cuinis está compuesta por múltiples miembros de la familia González Valencia. La relación entre la organización Cuinis y el CJNG se consolida mediante acuerdos de tráfico de drogas y lavado de dinero entrelazados, así como por relaciones familiares, incluido el casamiento de un miembro de la familia González Valencia con el líder del CJNG, Nemesio Oseguera Cervantes. En abril de 2015, la OFAC lo designó como “Kingpin” bajo la Ley de Designación de Kingpin de Narcóticos Extranjeros. En febrero de 2015, las autoridades mexicanas lo arrestaron de conformidad con los cargos de Estados Unidos y espera la extradición.

Diego Pineda Sánchez, alias “Botas”, y Carlos Parra-Pedroza, están acusados junto a otras 38 personas de 63 cargos en una imputación que se presentó en Illinois en 2015, alegando que entre 2011 y septiembre de 2014, Pineda Sánchez y Parra-Pedroza lideraron una conspiración para lavar más de US$100 millones de dinero producto de la venta de narcóticos pertenecientes a narcotraficantes con sede en México, a través de la compra y reventa de oro.

La evidencia en el caso muestra que Pineda Sánchez y Parra-Pedroza lavaron la mayoría de estas ganancias de narcóticos en nombre de CJNG y su líder, Nemesio Oseguera Cervantes. Pineda Sánchez y Parra-Pedroza se declararon culpables de los cargos de conspiración de lavado de dinero, y se enfrentan a una sentencia de 20 años de prisión. El 5 de octubre, la Corte de Distrito de Estados Unidos en Chicago condenó a Pineda Sánchez a 15 años de prisión. El Tribunal fijará una fecha de sentencia para Parra-Pedroza en una audiencia el 1 de noviembre. Todos los demás miembros acusados y arrestados de la conspiración se han declarado culpables y han sido sentenciados o están a la espera de la sentencia.

Designaciones de OFAC

Desde abril de 2015, la OFAC ha anunciado nueve medidas de designación para un total de 63 personas y entidades en México vinculadas al CJNG y la organización Cuinis. En la acción inicial de 2015, la OFAC designó a Nemesio Oseguera Cervantes y Abigael Gonazlez Valencia como traficantes de narcóticos especialmente designados en virtud de la Designación de Cabecillas del Narcotráfico en el Extranjero (Foreign Narcotics Kingpin Designation Act). Estas designaciones de la Ley Kingpin dirigidas al CJNG y la organización Cuinis se encuentran entre las más agresivas y específicas de la historia de OFAC contra las organizaciones mexicanas de narcotráfico. Como resultado de la serie de designaciones de la OFAC, las autoridades mexicanas confiscaron el Hotelito Desconocido, un exclusivo hotel boutique en la costa del Pacífico de México que controlaban los miembros de Los Cuinis.

Recompensa del Departamento de Estado y línea de denuncia de la DEA

Como parte de los esfuerzos para paralizar las operaciones del CJNG, el Departamento de Estado ya ha ofrecido varias recompensas a través del Programa de Recompensas de Narcóticos (Narcotics Rewards Program) por información que conduzca al arresto de operativos clave del CJNG. Previamente, el Departamento de Estado otorgó recompensas a través del Programa de Recompensas por Narcóticos por un monto de hasta US$5 millones por información que conduzca a los arrestos de Nemesio Oseguera Cervantes, Abigael González Valencia y José González Valencia. El Departamento de Estado anunció un aumento en la recompensa. La recompensa de US$10 millones es una de las más grandes jamás aprobadas para el Programa de Recompensas de Narcóticos.

El éxito del CJNG ha sido su capacidad para desarrollar alianzas entre el CJNG y otros grupos para erosionar el territorio y el poder del Cartel de Sinaloa, más rico e internacionalmente más conectado, cuyo líder tradicional, Joaquín El Chapo Guzmán Loera, fue extraditado a EE.UU. en enero de 2017 y ahora está siendo procesado en el Distrito Sur de Nueva York.

El CJNG tiene sus raíces en el Cartel del Milenio, que creció en la década de 1970 en los estados mexicanos de Jalisco y Michoacán como productor de marihuana y opio para otros traficantes. Milenio estableció vínculos tanto con narcotraficantes colombianos en Medellín para el suministro de cocaína, como con proveedores asiáticos de químicos precursores para las metanfetaminas.  El CJNG ha cooperado con otros grupos de narcotráfico, como los remanentes de las organizaciones de Carrillo Fuentes, Arellano Félix y Beltrán Leyva para desafiar el territorio de su antiguo aliado, el Cartel de Sinaloa, especialmente en los pueblos fronterizos entre México y Estados Unidos.

Las autoridades mexicanas han cooperado estrechamente con Estados Unidos para intentar acabar con el CJNG. Parece que el nuevo gobierno mexicano liderado por Andrés Manuel López Obrador, que asumirá el cargo el 1 de diciembre de 2018, continuará cooperando estrechamente con Estados Unidos con respecto al intento de eliminar el CJNG. Un desafío continuo es que debido a la posición geográfica de México, entre los países que producen cocaína y heroína y los países que la consumen –EEUU. y Canadá—, y la fragilidad de las agencias de aplicación de ley de EE.UU., es un desafío establecer una estrategia eficaz para derrotar a todos los principales carteles, especialmente cuando aparecen nuevos una vez que los carteles principales son derribados.